LA SAL


La sal es el elemento que nos identifica, da nombre a nuestro pueblo y se convierte en un elemento que se mantiene inalterable al paso de los siglos, haciendo de puente entre diferentes épocas. Dentro de "Lloc i memoria" queremos dar visibilidad a este hecho y por eso cada año se propondrá a un artista realizar una intervención vinculada con la sal

Este año el artista Horacio Sapere realizará una exposición en torno a la sal"Oració per la sal", que tendrá lugar en el Hotel Can Bonico sito en Plaça Sant Bartomeu.


Església Vella, exposición colectiva:

La religión vuelve al templo después de tantos años. Se recupera la memoria de lo que fue este edificio emblemático de ses Salines: la iglesia vieja, pero des de la contemporaneidad. El hecho religioso se plasmará de la mano de diez artistas, cada uno con su particular visión la religión, dando como resultado un eclecticismo muy interesante, un eclecticismo que se manifiesta también hoy en día en como vive cada persona la espiritualidad. Los artistas participantes son Arti Leimbacher, Catalina Obrador, Ferran Aguiló, Horacio Sapere, Jaume Canet, Julià Panadés, Mariana Sarraute, Miquel Mesquida, Pere Capellà y Yolanda Adrover.

LES ESCOLES VELLES (LAS ESCUELAS VIEJAS)


Primeros alumnos de las escuelas viejas

 

El mismo edificio acogerá una exposición que se configura como un recorrido informal por la historia del edificio desde su construcción en el año 1932 a través de documentos, objectos y fotografías. La parte artística viene dada -además de la presencia de un dibujo de Mateu Rigo- por show poético que acompañará la exposición en el patio de la misma escuela, un acto con unos poetas de lujo (ver apartado “Música y más”)

OTRAS EXPOSICIONES

El material que hemos encontrado -especialmente las fotografías pero también documentos de todo tipo- nos ha condicionado algunas de las exposiciones, que se han configurado a partir de temas, combinando dicho material con la obra de algún artista, estas exposiciones son: “Trànsits” (Tránsitos), “Labores”, “Un edifici, un misteri” (Un edificio, un misterio) y “Gent” (Gente).  De esta manera, los elementos del fondo gráfico digital del ayuntamiento que se expondrán quedarán repartidos por la mayoría de espacios expositivos y configurado por temas. 

El caso más paradigmático se trata de la exposición “Labores” (antigua tienda de madò Margalida de Sa Punta), que realiza Xisca Veny, en la que la misma artista ha re-elaborado el material que le hemos facilitado: una respuesta femenina actual a la actitud machista (¿del pasado?). 

LABORES

Grupo de salineras que asistieron a un curso (“Cursillo de hogar”) organizado por la parroquia.

 

La intervención y performance de Arantxa Boyero en torno al Passeig (paseo) también actualiza y reinterpreta elementos del pasado (ver apartado “Intervenciones”). Nancy Fernández ha hecho lo mismo en su exposición “Y a dónde van...?”, en este caso en torno al tema de la muerte. Esta es la tónica que nos gustaría mantener en las próximas ediciones de llocimemòria: la re-elaboración y replanteamiento desde la actualidad de los pequeños fragmentos de historia que nos quedan, en sus múltiples formatos, de la mano de los artistas.

Y A DONDE VAN....?

Fragmento de una carta dirigida a Bel Bonet informando de la muerte de su marido Andreu Vidal en el frente en la batalla del Ebro.

 

Trànsits” (cas Beato Gelat)) acoge las fotografías donde aparecen vehículos combinadas con la obra de Tomeu Estelrich que hace de puente en el tiempo y el espacio.

TRÀNSITS (TRÁNSITOS)

Típico montaje fotográfico de antaño. Aparecen: Isabel Bauzá “Rosera”, mujer de Santanyí, Jordi Gual, Joan Gual y Bernat Bauçà “Roser”.

 

 En la exposición titulada  “Gent” (Gente, en can Boira, casa) se combinan imágenes de saliners de antes con piezas artísticas de Arti Leimbacher, Pep Bonet y Rafel Creus. La exposición “Un edifici, un misteri”  pone de relieve el interés de los artistas locales Francesc Bonet, Pep Molina y Rudy hacia el edificio de la església vella (iglesia vieja)

UN EDIFICI, UN MISTERI

Església Vella de ses Salines abans de la reforma.

 

En Teixint les arrels (“Tejiendo las raices”) también se contraponen creaciones actuales  -de la mano de las hermanas Meunié- con elementos antiguos, aunque el tema de la exposición nació de una voluntad de diálogo con el espacio que lo acoge: una antigua tienda de ropa (Ca na Xurina). Del mismo planteamiento nació la exposición de Esther Roca Olivieri en el Bar Orient: “L'art del vi” (El arte del vino), pues ¿qué lugar sería mejor que un bar para mostrar pinturas realizadas con vino?

 

Entre el mar y la garriga” (“Entre el mar y la sarda”) se encuentra la obra de una joven pareja que un dia decidieron hacerse saliners y se bautizaron como tándem artístico con el nombre de “Salinautas”.  Por la sarda encontraremos a Lluís Oller fascinado por los objetos que encuentra y enriqueciéndolos con su visión poética para hacerlos partícipes de nueves y viejas historias. Mirando al mar, la obra de Mary Lambourne absorbe de él todo el salitre. Su padre, James Lambourne, es en la sarda donde encuentra la materia primera de su universo creativo: las piedras, aunque el mar también tiene un gran protagonismo. A su vez, el nombre de la exposición es un claro guiño al libro de don Gabriel Seguí: “Jussana, entre el mar i la garriga”, un testimonio del amor del que fue un saliner adoptivo -como nuestros artistas- hacia nuestro pueblo.

ENTRE EL MAR I LA GARRIGA

El símbolo alquímico de la sal identifica a los “Salinautas”